0 In Desayunos/ Dulce/ Smoothie bowls

Smoothie bowl de melocotón y lúcuma

smoothie bowl de melocotón y lúcuma

Este fin de semana me he dedicado a descansar, ha sido un fin de semana perfecto: yoga restaurativo, meditar, leer, escribir, pasear… Y he tenido tiempo para preparar cosas nuevas en la cocina. Me he centrado sobre todo en probar recetas de desayunos. Una de ellas es este smoothie bowl de melocotón y lúcuma, y otra ha sido un smoothie bowl cremoso de chocolate (que en breves compartiré con vosotros).

Normalmente mi rutina de mañana los fines de semana (tengo mucho más tiempo que por la semana) es siempre la misma: hago un par de kriyas, tomo agua con limón o probióticos (dependiendo de la época) y, mientras hago oil pulling, voy preparando todo para meditar y hacer yoga. Después de yoga escribo durante unos minutos y permanezco en silencio. Pasado un tiempo, me preparo el desayuno.

El ritual completo de preparar el desayuno es mágico para mí, sigue siendo una meditación: desde la elección de lo que me apetece, la preparación, la decoración, el momento de hacer las fotos, hasta saborearlo. Realmente es mi momento favorito del día. ¡Pero con diferencia!

smoothie bowl de melocotón y lúcuma

Creo que es importante tener rutinas para una misma antes de estar en contacto con los demás. De eso hablo de forma resumida en el ebook Desayunos, que si todavía no te lo has descargado, te animo a hacerlo.

Antes de ponerme con la receta comentar dos cosas, una de ellas es que los melocotones que usé son de Calanda, que son mis favoritos. La otra es sobre la bebida vegetal: yo usé de anacardos. Tanto si usas la misma como otro tipo, empieza añadiendo menos de la indicada en la receta, ya que la consistencia del batido puede variar según sea más o menos espesa. Siempre hay tiempo de añadir más. Y ahora sí, vamos con la receta.

SMOOTHIE BOWL DE MELOCOTÓN Y LÚCUMA
smoothie bowl de melocotón y lúcuma
Ingredientes (para dos):

3 melocotones

3 dátiles medjoul

1/2 taza de bebida de anacardos

1 cucharada de lúcuma

1/2 cucharada de semillas de chía

Para decorar: granola o muesli, melocotón, arándanos, coco rallado y semillas de cáñamo.

Preparación:
  1. Lava bien los melocotones, si necesitas pélalos (a mí me gustan con piel) y trocéalos. Despepita los dátiles. Si los dátiles no son blanditos déjalos a remojo antes para reblancederlos. Reserva unas rodajas de melocotón para decorar más tarde.
  2. Añade los melocotones, los dátiles y la bebida de anacardos a la batidora de vaso y bate hasta que se mezclen bien.
  3. Añade ahora la lúcuma en polvo y las semillas de chía y vuelve a batir. Comprueba la consistencia: si lo quieres más cremoso añade más chía y si lo quieres más líquido añade más bebida de anacardos.
  4. Reparte la mezcla en dos boles y decora a tu gusto con rodajas de melocotón, arándanos, muesli, coco rallado y semillas de cáñamo.
Nota:
  • Si lo quieres fresco, congela los melocotones antes o añade hielo. Para esto, la batidora de vaso que uses tiene que poder picar hielo.

smoothie bowl de melocotón y lúcuma

GuardarGuardar

GuardarGuardar

GuardarGuardar

GuardarGuardar

GuardarGuardar

GuardarGuardar

GuardarGuardar

GuardarGuardar

GuardarGuardar

GuardarGuardar

GuardarGuardar

GuardarGuardar

You Might Also Like

No Comments

Leave a Reply

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.