2 In Dulce

Polos doble chocolate

Polos doble chocolate

Una de las cosas que más me gustan del verano (además de la playa, los días largos y el relax que se respira) son los helados. Pero tengo la desgracia de ser intolerante a la lactosa (de reciente descubrimiento). No es que no pueda tomar ningún tipo de lácteo: el queso y los yogures los tolero. Sin embargo, la leche y la nata no. Así que, pensaba que lo de comer helados cremosos se había acabado para mi, pero como soy cabezota y no me resigno me puse a buscar alternativas para ver si con otros ingredientes (sanos) se podía conseguir un resultado similar y que no me sentase mal.

Os puedo asegurar que la cremosidad que tienen estos polos doble chocolate no tiene nada que envidiarle a la de un helado normal. Se consigue gracias a la combinación de los anacardos, los dátiles y la leche de coco entera. He de confesar que mientras llenaba los moldes para polos la mitad de la mezcla iba a parar a mi boca… 😀

Además de no llevar lactosa, estos polos son veganos, sin gluten y sin azúcares refinados. Porque todos tenemos derecho a disfrutar de un buen helado sin dolor de barriga después, ¿o no? Si queréis ver otra receta de polos veganos con acabado cremoso, he preparado esta para el blog que tengo con mis hermanas.

POLOS DOBLE CHOCOLATE
Polos doble chocolate
Ingredientes (para 6 polos):

Para los polos

1 taza de anacardos crudos

1 1/2 taza de leche de coco entera (yo uso de la marca Dr. Goerg)

1/2 taza de cacao crudo en polvo

8 dátiles medjoul

2 vainas de vainilla

Para la cobertura

120 g de chocolate negro (sin leche o vegano)

1 cucharada de aceite de coco

Polos doble chocolate
Preparación:

Lo primero que haremos será la mezcla de los polos ya que necesitarán tiempo de congelador. Primero deshuesamos los dátiles y los troceamos. Los añadimos en una batidora de vaso o procesador de alimentos junto con los anacardos y la leche de coco y batimos. Cuando la mezcla esté cremosa añadimos el cacao y el contenido de las dos vainas de vainilla. Mezclamos bien hasta que esté todo integrado. Trasladamos la mezcla a los moldes para polos y guardamos en el congelador. Estarán listos en unas 5 horas o más dependiendo del congelador. Yo suelo prepararlos el día anterior a comerlos.

Un truco para colocar los palitos de madera es esperar 1 hora para antes de ponerlos, así la mezcla estará más firme y será más fácil que aguanten y no se tuerzan.

Cuando vayamos a comer los polos preparamos la cobertura de chocolate en el momento. Simplemente calentamos el chocolate y el aceite de coco al Baño María y removemos bien.

Sumergimos cada polo en la cobertura y dejamos que se solidifique.

Polos doble chocolate

Ya están listos para disfrutar, ¡qué aproveche!

 

You Might Also Like

2 Comments

  • Reply
    Laura (My Messy Place)
    14 julio, 2015 at 09:56

    ¡Qué buenísima pinta! Los probaré seguro aunque no sea intolerante a la lactosa.

    • Reply
      Desirée D.
      15 julio, 2015 at 18:31

      ¡Muchas gracias Laura!

      La verdad que no importa si lo eres o no porque están buenísimos 😀

      Un beso!

    Leave a Reply

    Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.