2 In Desayunos/ Dulce/ Recetas

Compota de manzana, jengibre y cardamomo

Compota de manzana, jengibre y cardamomo - A wholistic life

Esta compota la saqué de Green Kitchen Stories, página que me encanta tanto por su comida como por sus fotografías y vídeos. Me puedo pasar horas anotando recetas o buscando inspiración. Ya había probado otras recetas suyas y la verdad que todas me han gustado, para muestra estos muffins de chocolate. La receta de hoy es prácticamente igual a la que han compartido ellos, excepto por un ingrediente: la melisa. Yo no la he encontrado fresca, pero aun así me apetecía probar a hacerla.

Tiene un sabor dulce, muy especiado y picante, ¡te hace entrar en calor! (lo que es genial en estos días). A mí el olor me ha recordado al de las galletas típicas de Navidad, así que no me imagino mejor época para prepararla. Eso sí, no es apta para aquellos que no les guste el jengibre o su sabor les parezca demasiado fuerte. Si este es tu caso, echa la mitad o incluso nada.

Esta compota no lleva nada de azúcar ni conservantes, así que debe guardarse en la nevera en un tarro de cristal y cerrado herméticamente. Mientras no se abra durará semanas, una vez abierta es mejor consumirla en el periodo de una semana. Combina genial con algo de yogur natural y un chorrito de miel y un té con sabor fuerte como el rooibos. También se puede untar sobre pan o en una tarta o muffin.

COMPOTA DE MANZANA, JENGIBRE Y CARDAMOMO

Compota de manzana, jengibre y cardamomo

Ingredientes (para dos boles):

1 kg de manzanas (yo usé Golden)

4 dl de agua

2 cucharadas de jengibre fresco muy picado

2 cucharadas de semillas de cardamomo

2 cucharaditas de canela en polvo

2 ramas de canela

el zumo de 1/2 limón

ralladura de limón

Compota de manzana, jengibre y cardamomo

Preparación:

Lavamos y cortamos las manzanas en dados (si son ecológicas podemos dejar la piel, sino es mejor quitársela). En una olla colocamos las manzanas, el agua y el resto de los ingredientes. Llevamos a ebullición, e inmediatamente bajamos a fuego medio. Dejamos que se cocine a fuego lento durante 40 minutos. Revolvemos de vez en cuando.

La compota estará lista cuando el agua se haya evaporado y las manzanas estén tiernas.

Lavamos los tarros en los que vamos a guardar la compota con agua hirviendo, rellenamos mientras todavía está caliente y los sellamos quitándoles el aire al baño María.

Compota de manzana, jengibre y cardamomo

You Might Also Like

2 Comments

  • Reply
    Fer M
    4 junio, 2018 at 23:44

    Hola!

    No he preparado esta receta todavía, pero voy a hacerla hoy mismo 🙂
    ¿Cuánto tiempo puedo tenerla abierta?. Me gustaría hacerla para consumir en la semana.F

    • Reply
      Desirée D.
      7 junio, 2018 at 19:06

      Hola!

      Si la guardas en la nevera debería durarte mínimo unos 5 días. Puede que incluso una semana… pero a mí nunca me duró tanto pero porque me la acabo antes, jeje

    Leave a Reply

    Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.